Hong Kong en cinco divertidas y espectaculares actividades deportivas

0
26
actividades-deportivas-hong-kong
Imagen: www.hksevens.com

 

Hong Kong, ciudad cosmopolita por naturaleza y uno de los centros políticos, económicos y turísticos más importantes de Asia, se ha convertido en los últimos años en la base de algunos de los más importantes eventos del mundo, gracias a su moderna infraestructura, desarrollo científico, capacidad tecnológica – y quien lo creyera – amor al deporte. ¡Si, deporte! Esa palabra con la que ahora la ciudad más occidental de China busca atraer a cientos de miles de turistas de todo el mundo, para que sean ellos quienes disfruten de las diferentes plataformas y eventos deportivos disponibles tanto para residentes y visitantes, como para atletas y espectadores.

Por eso, si eres de los que siempre anda en búsqueda de nuevas y vibrantes aventuras, no debes dejar pasar esta oportunidad de visitar Hong Kong y ser parte de algunos de los eventos deportivos más importantes y divertidos del mundo. Porque para hacer “turismo sostenible” ya no basta con cuidar del planeta sino haces lo propio contigo mismo.

Seven de Hong Kong: 

Como parte de la Serie Mundial de Rugby 7 (también llamada Circuito Mundial de Seven), que se disputa en varios países de diciembre a mayo de manera anual desde 1999el denominado ‘Seven de Hong Kong’ no es solamente el torneo más importante de esta Liga, sino también el más prestigioso.

actividades-deportivas-hong-kong
Imagen: hksevens.com

Durante tres emocionantes días (ocho, nueve y diez de abril), 24 de las mejores selecciones de rugby se darán cita en esta ciudad del sur de China para definir el campeón mundial de esta categoría. Evento que además de contar con la masiva asistencia de cientos de miles de fanáticos y espectadores, contará este año con la presencia del reconocido actor David Hasselhoff (Guardianes de la Bahía), quien será el encargado de inaugurar otra nueva versión de este torneo durante el ya famosos ‘HKSEVENS Kick-off Concert’, que se llevará a cabo el día miércoles seis de abril.

Este concierto será el calentamiento perfecto para vivir un fin de semana lleno de deporte al máximo nivel y disfrutar del mejor entretenimiento del mundo. Los precios de las entradas estarán por los 199 dólares y saldrán a la venta a partir del primero de marzo.

Festival de los Botes Dragón:

Cada verano, Hong Kong da la bienvenida a los equipos de todo el mundo que durante tres días compiten sin parar en el ‘International Dragon Boat Races’, en el puerto de Victoria. Históricamente, la tradición china de las carreras de botes de dragón ha atraído siempre a cientos de espectadores y atletas de distintas partes del mundo, que durante todo un fin de semana disfrutan en familia de esta curiosa y simpática fiesta.

Carrera de caballos en Sha Tin: 

Otro evento deportivo que los visitantes pueden disfrutar en Hong Kong, son las carreras de caballos de Sha Tin, en los ‘Nuevos Territorios’, que además de contar con increíbles competiciones equinas de clase mundial, se desarrollan en un ambiente distendido, elegante, y sobretodo, divertido. Cientos de espectadores llegan anualmente hasta este lugar para disfrutar de un evento de lujo, y de paso, dar rienda suelta a su pasión por las carreras.

actividades-deportes-hong-kong
Imagen: Facebook/Hipódromo de Sha Tin.

Paseo en bicicleta desde Sha Tin hasta Tai Po: 

Para los visitantes que buscan unas vacaciones más activas, el ciclismo es la última tendencia deportiva en Hong Kong. Una ruta popular entre los ciclistas es la de Sha Tin, que transcurre a lo largo de la costa y va más allá de las montañas en dirección hacia la región de Tai Po. Desde los amantes al ciclismo hasta los jinetes de ocio, esta ciudad da la bienvenida a todos los que se atrevan a recorrerla.

Senderismo por la ‘Ruta de la Presa del Este’: 

Más del 70% de Hong Kong es rural; una mezcla de montañas, colinas y playas de arena, con muchos caminos naturales y magníficas rutas silvestres para hacer senderismo. La ‘Ruta de la Presa del Este‘ que va hasta Long Ke Beach, ofrece unas vistas espectaculares de las islas periféricas de Hong Kong, además de una tranquila y pintoresca playa para descansar y refrescarse después de varias horas de caminata.